LOS PRIMEROS ASTRÓNOMOS.

La religión y superstición resultó un gran aliciente para la construcción colectiva de innumerables templos y monumentos y, con ello, la Astronomía resultó un ingrediente más en el desarrollo y consolidación de la Geometría. En qué grado influyó la Astronomía en el origen de la Geometría es algo para reflexionar con atención.
Luego de las primeras construcciones, los hombres primitivos no tardaron mucho en extender su interés al cielo, tratando de encontrar armonía y regularidad en el firmamento se enfrascaron en el estudio del cosmos; al principio el estudio no fue sistemático y tardó no menos de 10,000 años en organizarse; reconociendo formas y patrones de regularidad en él, obtuvieron multitud de datos que, si bien no tenían significado, ayudaron a crear el ambiente necesario para futuras interpretaciones. Con la imaginación, los antiguos hombres, pusieron en el cielo figuras y seres mágicos, crearon leyendas sobre ellas, dándole así un significado místico y religioso al estudio del cielo. Las figuras o constelaciones, que reconocemos en el firmamento, no están ahí, son impuestas por la mente que «ve» la geometría intrínseca en las formas; no podemos manipular estrellas, pero podemos hacerlo con la imaginación, ese es el verdadero poder geométrico de la mente humana.

Desde tiempos muy antiguos los brujos, hechiceros y astrólogos de las primeras tribus pretendieron entender la mecánica del cielo con el fin de conocer las «Leyes Divinas», obteniendo así un poder sobrenatural, un poder sobre el humano común que no entendía nada relacionado con el cielo, a no ser su extraña belleza. Para entender esto imaginemos el poder de quienes podían predecir la fecha y tal vez la hora de un eclipse de Sol; qué sensación de horror para los pobladores al ver que el día se hace noche, que idea tendrían, después del suceso, de aquellos que predijeron el hecho, la «Profecía», los brujos proféticos ¡Se convirtieron en los representantes de los dioses en la tierra! El poder lo tenían quienes predijeran acontecimientos astronómicos espectaculares. Pero, ¿Cómo se pueden predecir eclipses solares? ¿Cómo desarrollar un calendario adecuado? ¿Cómo algo tan complicado era predicho con anticipación?… Muchas veces los antiguos ni siquiera entendieron lo que pasaba y sus métodos eran el resultado de muchísimas tradiciones, pero ¡Funcionaban! y eso era importante para seguir en la dirección correcta. Así nació la astrología, que dio origen a la Astronomía, y es evidente que no puede haber Astronomía sin Geometría, pues intentar hacer un estudio del cielo sin Geometría conduce a un desorden total en el entendimiento del cielo y de las leyes de la naturaleza cósmica. ¡Sin Geometría la Astronomía es astrología y superstición!

El Círculo Solar, observatorios ancestrales.

GNOMON
Consiste en una vara plantada verticalmente sobre una superficie horizontal. Este instrumento fue prácticamente usado por todas las culturas del mundo. Pues su sombra, especialmente el seguimiento de esta, guarda mucha información sobre nuestra ubicación, los movimientos del Sol y la Tierra entre otros.

El registro de los movimientos del Sol, la Luna y el firmamento  fue determinante para la aparición de las primeras culturas. A partir de ellos el conocimiento la creación y la espiritualidad avanzaron cogidos de la mano. Las observaciones tenían gran relevancia porque es obvio que el Sol  rige los tiempos de siembra, de cosecha, de lluvia y de sequía.  Conocer su mecánica facilito en muchos aspectos la vida de las personas.

Desde los inicios del megalitismo, las sociedades occidentales del continente europeo, sin ninguna relación lineal con las culturas orientales, desarrollaron una astronomía observacional fundamentada en la estadística. Construir un observatorio ya sea como un círculo de piedras o un complejo templo era un proyecto en el que participaba toda la comunidad incluso varias comunidades podían  participar en su construcción si la magnitud del proyecto lo requería.


Si registramos el extremo de la sombra del gnomon diariamente durante un año a la misma hora, se forma una gráfica que se llama analema..

El círculo solar es la base de cualquier observatorio celeste. Representa el horizonte y todo lo que hay sobre este. Consta de una circunferencia y en su centro está ubicado un Gnomon (palo vertical), con este, y a través de la longitud de su sombra proyectada sobre el suelo se podrán registrar los movimientos del Sol a lo largo de un día y del año; medir su altura; determinar la latitud de un lugar; dibujar el analema (camino del Sol durante un año, respecto a nuestra hora local), es un reloj solar, calendario…

como la herramienta que es, sus aplicaciones están condicionadas por el  talento de quien las usa.

Los eruditos ancestrales pudieron recrear y registrar muchas de las observaciones que construyeron las bases de la astronomía observacional, materializar diferentes conceptos geométricos y matemáticos. Además de intentar responder sobre el lugar que ocupaban en el universo. El hombre no tardó en hacer relaciones, sobre cómo cambia el entorno según la posición del Sol, el clima, la vegetación, el movimiento de los animales, etc.

Articulo recombinado de:  https://circulosolar.wordpress.com/

Equinoccios y Solsticios

Decimos que el sol  sale por el Este y que se oculta por  el Oeste. Esto estrictamente no es así.

A lo largo del año, el Sol se eleva y se pone cada día por un lugar diferente sobre el horizonte.

 Al alba el Sol, sólo sale dos días al año por el oriente cardinal (Este) y se pone exactamente por occidente (Oeste). Estos días son: el 20 (21) de marzo y el 22 (23) de septiembre. La traslación de nuestro planeta alrededor del Sol, es el motivo por el que le vemos salir por diferentes puntos del horizonte oriental; determina la cantidad de luz solar que tenemos y da  lugar a las estaciones; momentos en los cuales  o hace calor, porque hay mucha luz solar o hace  frio y nieva, porque hay muy poca luz solar.

Los días en que el Sol sale exactamente por el oriente y se oculta por el occidente, la cantidad de horas de luz solar es idéntica a la cantidad de horas en que no la hay. Esas fechas se conocen como equinoccios: expresión que significa “el día equivale a la noche”. Es así como el Sol empieza a salir más hacia el norte después del equinoccio del 21 de marzo, hasta llegar a un máximo, para luego volver al equinoccio del 22 de septiembre en su camino hacia el sur del horizonte. A estos puntos extremos y simétricos respecto al equinoccio, se les llama Solsticios, ya que por los días cercanos a esa fecha, la salida y puesta del Sol sucede por el mismo lugar. Pareciera que el Sol se quedara quieto por unos días.

La palabra Solsticio quiere decir Sol quieto. Sus fechas son 21 de Junio, solsticio de verano (hemisferio Norte) y 21 de diciembre, solsticio de invierno (hemisferio norte).

No dejes de ver el time-lapse captando las puestas de Sol a lo largo de un año sobre el horizonte Oeste del Parque Nacional del Teide (Tenerife). En el vídeo expone con total claridad el paso de las estaciones en forma de equinoccios y solsticios.

El oscuro muro de la prehistoria V.

Un sistema de medidas “eficaz”  requería poder reproducir la unidad de medida allí donde hiciese falta. La reproducción de la âlam requería un modo sencillo pero muy exacto disponible para una gente dispersa a grandes distancias y durante un tiempo prolongadisimo.

El tiempo que necesita un péndulo para oscilar está gobernado por solo dos factores la masa de la Tierra y la longitud del péndulo desde el fulcro (el punto de donde pende y pivota el péndulo) hasta el centro de gravedad del peso que oscila. La aplicación de más fuerza en la oscilación o aumentar el peso en el extremo del cordel no tendrá ningún efecto en la duración de la oscilación.

civil1El cuerpo celeste que nuestros lejanos antepasados utilizaban como herramienta para medir el paso del tiempo con absoluta exactitud, era el planeta Venus.

La técnica necesaria era muy sencilla. Había que trazar una circunferencia con una cuerda unida a un poste central y después dividir la línea trazada en 366 sectores iguales.

Esto se podía hacer por el método de tanteo o empleando una artimaña geométrica:

Contando 233 pasos, pies, puños…etc. obtenemos el diámetro total de la circunferencia. Trasladando  dos de esas partes iguales al perímetro de la circunferencia se obtiene la división de 1/366 de grado que se está buscando.

El que manejaba el péndulo debía situarse en el centro del círculo mientras un colega suyo levantaba un marco de dimensión interna igual a un grado. El marco debía ir ajustándose en altura  e inclinación hasta que el operador del péndulo confirmase que la parte superior y la inferior estaban alineadas con la trayectoria de Venus. (Se da por supuesto un conocimiento rutinario por parte de los observadores del tránsito del planeta  Venus por el horizonte celeste. A falta de este conocimiento Una primera noche sería de tanteo y en la segunda se realizarán las mediciones correspondientes).

Cuando Venus aparecía dentro del hueco del marco se iniciaba la oscilación del péndulo, y se detenía cuando el astro llegaba al extremo opuesto del marco.

Si el operador (u operadores) del péndulo había podido contar 366 oscilaciones exactas se confirmaba que el péndulo media la mitad de una âlam.

Teniendo en cuenta que lo apuntado hasta ahora es  perfectamente realizable y  eficaz;  Ahora especularemos un poco:

MERIDIANOEl siguiente cuadro juega con los números de manera que si cogemos la circunferencia  del meridiano de Greenwich la dividimos por los 366 días siderales del año (1 grado). Después  dividimos el resultado por 60 (1 minuto de grado) y a continuación lo dividimos nuevamente por 6 (1 segundo de grado) el resultado en sistema decimal no dice nada en particular, pero si nos fijamos en el sistema de medidas en âlam da 365,98 el “número mágico” (menos dos centésimas). El cómo la sociedad de Al-Kaabilia dio con la fórmula para utilizar un sistema de medidas que tomaba de base la circunferencia de la tierra es algo que se me escapa.

Fuentes: La primera civilización  Chistopher Knight  y Alan  Butler ed: Zenith

El oscuro muro de la prehistoria IV

En la actualidad las personas presuponemos que sin los conocimientos que ha desarrollado nuestra sociedad no es posible dar respuesta a problemas que por supuesto solo una élite de pensadores ha sido capaz de resolver.

cocina_extrema_introduccion_full_landscapeAhora que conocemos el “método”, el procedimiento por el cual se obtiene la respuesta. Ya podemos desechar y condenar al olvido cualquier otro método que no se ciña al  pensamiento homogeneizado establecido.

Puede parecer que el método más eficaz  es el que gana el honor de perdurar en el tiempo. La realidad es que solo perdura aquello que encaja en las necesidades del momento y es susceptible de ser adaptado al entendimiento total o parcial de la sociedad. Pero estoy divagando y se supone quería presentar algunos datos… Vuelvo a intentarlo:

Mucho antes de que se formasen las antiguas civilizaciones que conocemos por su nombre, otras carentes de tal privilegio ya sabían que la medida de la circunferencia terrestre completa era de 40.008 Kilómetros. El cálculo es simple y a su vez increíble si piensas en seres primitivos e ignorantes.

La hipotética circunferencia polar de 366 grados corresponde  en el sistema de medidas de Al-Kaabilia 131.754 âlam por grado. Una cifra que no tiene nada de especial. Pero estos antiguos matemáticos, entre otras aficiones parece ser que les gustaba jugar con los números.

¿Cómo se demuestra que ese sistema de medición existía y era utilizado miles de años antes de nuestra era?

¿Sigues atento? Porque ahora viene la clave.

El oscuro muro de la prehistoria III

El principio que parece sustentar en estos días el mundo académico estándar puede llamarse razonablemente la lógica del “paso a paso”, en la que solo tienen cabida las deducciones que avanzan de un modo estrictamente lineal. Según este razonamiento, sólo es posible dar un paso mediante la confirmación previa del paso anterior. Este método que parece de una sensatez absoluta, puede hacer sin embargo que el investigador cierre los ojos a los factores que quedan fuera de sus expectativas.

Gracias a los primeros escribas y a historiadores como Herodoto tenemos un vasto conocimiento de los últimos 5.000 años ¿pero que sabemos de las culturas anteriores?

Después de 100.000 años de lo que se supone fue un estancamiento. Los seres humanos comenzaron un nuevo modo de vida; es lo que se conoce como Revolución megalítica.

la_construccion_de_un_templo_en_gobekli_tepe_2000x1302Su inicio se sitúa en hace unos 12.000 años, cuando la gente vivía en Oriente Próximo, Europa y Asia. Abandonaron casi de repente su existencia de cazadores-recolectores nómadas y empezaron a vivir en asentamientos permanentes.

La comunidad arqueológica es experta en la recuperación y catalogación de artefactos de fabricación humana que les permiten comprender el índice de desarrollo de los grupos humanos y sus influencias mutuas. Ellos excavan los restos de los asentamientos humanos y los conectan con cierta idea de la comunidad en estudio obtenida de los registros escritos y de las cosas pérdidas o descartadas. Este procedimiento funciona en sitios como Egipto, donde existe una provisión casi infinita de artefactos y documentos que nos ayudan a imaginar la vida de su gente. Sin embargo, esto es muy poco satisfactorio cuando se trata de otras regiones más húmedas porque hay muy pocos objetos que puedan ser recuperados y ningún registro escrito.

Pues bien; pon atención, a ver si soy capaz de explicarme para que lo entiendas.

Todo el mundo acepta que hay aproximadamente 365,25 días solares en un año, y como es imposible tener un cuarto de día real, nuestro calendario moderno tiene 365 días cada año y un salto adicional de un día situado a finales de febrero cada cuatro años lo que todos conocemos como año bisiesto.

rotacion_de_la_tierraMientras pensamos tranquilamente que tenemos años de 365 días, la  mayoría de la gente no nos damos cuenta de que en realidad la tierra gira 366 veces sobre su eje en ese mismo periodo. (Día sideral)

Los sacerdotes astrónomos de Al-Kaabilia en la prehistoria consideraron un círculo de 366 grados en lugar de los 360 que manejamos hoy en día.

Cualquiera que mida la rotación de la tierra mediante la observación de las estrellas sabe muy bien que el planeta gira un poco más de 366 veces en un año, por consiguiente, este número debía tener un gran significado para los estudiosos de las estrellas. Si ellos consideraban que cada giro completo era un grado del gran circulo celeste, dentro del cual se movían el Sol, la Luna y los planetas es lógico que concibieran un  círculo con 366 grados.

Los ingenieros prehistóricos  de Al Kaabilia tenían un avanzado conocimiento de la geometría y la astronomía,  fueron unos topógrafos muy hábiles con un sistema de medida absolutamente integrado que estaba basado en una comprensión profunda del sistema solar.

El oscuro muro de la prehistoria II

Si te sientes a gusto con la vieja idea de que el desarrollo humano fue un viaje evolutivo sin complicaciones desde el ignorante hombre de las cavernas hasta el sofisticado habitante de la ciudad moderna, prepárate para sorprenderte. El mundo no es como creías.

Muy poca gente de prestigio científico acreditado ha renovado la mirada sobre las culturas del último periodo de la edad de piedra y del primero de la edad del bronce. Los arqueólogos miran sus objetos recuperados y ven un cuadro coherente; pero su coherencia sólo tumblr homodebe a que ellos ignoran y rechazan los indicios que no encajan con su modelo. El testigo de lo que no encaja o no se comprende es recogido por una legión de pseudo-científicos que pocas veces consiguen explicar nada sin la intervención de dioses, espíritus, extraterrestres o poderes sobrenaturales.

Hace más de 10.000 años se disponía de importantes conocimientos, un saber que era aprovechado por hombres que estaban lejos de ser primitivos e ignorantes.

¿Más, donde están las pruebas?

Lo lamento,  no puedo mostrarlas,  no están en mi poder; lo que no quiere decir que no existan.

Lo que si existen son dos opciones: O bien los datos que manejo son falsos y las sociedades prehistóricas carecían de la capacidad de desarrollar e intercambiar conocimientos que implicaban razonamientos complejos, con el fin llevar a la práctica sus ideas, o los datos que expongo son correctos y el hombre prehistórico poseía conocimientos superiores a los que la comunidad científica les atribuye.

Empezaré por afirmar que contaban con un sistema de medidas de precisión milimétrica que no dependía de varas, cuerdas u otro tipo de patrón de medida que debiese ser custodiado o transportado a miles de kilómetros para comprobar la exactitud de las mediciones. La realidad es que si lo que voy a exponer  solo son juegos aritméticos con trampa o son escrupulosamente ciertos, tu concepción del mundo puede cambiar, aunque su historia seguirá siendo la misma. Solo necesito que abras tu mente hacia una visión del mundo más indulgente y flexible.

El oscuro muro de la prehistoria. I

El lenguaje permitió la transmisión de información de una persona a otra, y el siguiente paso del desarrollo, fue dejar constancia del conocimiento y la experiencia humana. Un inicio fue mediante el dibujo de representaciones del asunto tratado.

tokentocuneiformLo que cambió “nuestro mundo” para siempre fue la invención de la escritura. Fue esta capacidad de registrar información sin confiar en la honestidad y la memoria de los demás lo que de verdad impulso hacia delante a la humanidad para comenzar la etapa que definimos como el inicio de la civilización, más o menos hacia el 3200 a. C.

El período inmediatamente anterior a los registros en forma de tablillas pinturas o papiros dejados por los sumerios y los antiguos egipcios se convirtió en un muro virtual, que separó lo que hoy llamamos historia de lo que había pasado antes, a lo que le pusimos el rótulo de “prehistoria”. En la actualidad, todo lo que ocurrido antes del advenimiento de la verdadera escritura es considerado como mito o leyenda, porque cada fragmento de conocimiento humano tenía que ser trasmitido mediante el habla de generación en generación.