Estudio Forense I


La mayoría de las teorías de la evolución humana dan la impresión de que los humanos son notablemente distintos de los simios anatómicamente. La evidencia real muestra que no somos tan diferentes en general. El estudio profundo de la anatomía de los simios es una herramienta para la comprensión de nuestros propios cuerpos y la historia evolutiva.
Gracias al estudio forense (y a otras disciplinas), hoy sabemos que algunos músculos que se consideran distintivos de los humanos, también evolucionaron en varias especies de simios. Esto desafía teorías arraigadas sobre el origen y la evolución de los tejidos blandos humanos, que teorizan que ciertos músculos evolucionaron con el único propósito de proporcionar adaptaciones especiales a los rasgos humanos, como caminar sobre dos piernas, uso de herramientas, comunicación vocal y expresiones, también están presentes de forma idéntica o similar en bonobos y otros simios, como chimpancés y gorilas comunes.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s