GEANEL/LUZBEL Y EL MUNDO ANGÉLICO


En el mundo celeste (o del espíritu) y la materia, existen jerarquías y categorías espirituales. Todas tienen una relación directa con el grado de evolución de los seres que pueblan los mundos. El universo entero está poblado. Los seres que viven en la tierra no tienen la fortuna de ser los únicos seres exclusivos de la Creación. En la tierra misma hay millones de seres diferentes y cada especie con una conciencia distinta. Una captación distinta de una misma realidad. Una realidad diferente según su capacidad para entender el universo.

Es importante aclarar que los ángeles no son espíritus. Son entidades de energía, de vibración que sirven en amor y conciencia al ser humano. (Egregor)
No sólo son mensajeros divinos, como el Arcángel Gabriel. También hay ángeles protectores que tratan de evitar accidentes u otras desgracias. La verdadera imagen angélica no tiene nada que ver con un ser antropomórfico sino con la luz.
Existe una jerarquía angelical que está formada por nueve cualidades: Serafines, Querubines, Tronos, Dominaciones, Potencias, Virtudes, Principados, Arcángeles y Ángeles. Al hablar de las entidades angélicas es de suma importancia destacar el rol de Luzbel, cuyo nombre significa “Portador de la Luz”. Tiene un papel preponderante en la evolución espiritual de los seres encarnados, puesto que El Absoluto lo eligió para tentar al ser humano y así fortalecer sus valores espirituales. Luzbel quería mostrar el conocimiento al hombre. Solo así el ser humano estaría preparado para elegir con criterio su destino. Permanecer sujeto al paraíso de la materia o ascender al mundo espiritual que por derecho le corresponde.

A Luzbel Lo acompañaron 72 ángeles voluntarios. Ellos se encargarían de trasmitir la luz del conocimiento a los hombres. Los 72 Ángeles Fueron conocidos como nephelines. Al llegar a la tierra se les borró la memoria por Misericordia Divina Esto junto a que tuvieron que adoptar parte de la naturaleza humana los corrompió; por lo que entre otras cualidades humanas adquirieron el la envidia y el odio Este seria el origen lo que hoy conocemos como Demonios. Luzbel es conocido como Lucifer, el Príncipe de los demonios, según atestiguan los adoradores de Jehová.
La tradición Judeo-cristiana dejó de verlo como una entidad de Luz que ayuda a crecer espiritualmente al ser encarnado, para idealizarlo como un ser maligno que corrompe el espíritu.
A pesar de la traición sufrida, Luzbel mantuvo su memoria intacta y fue viendo a través de los milenios cómo los hombres sucumbían a las tentaciones, haciendo casi infinito su sufrimiento. Pero lo soportaba por su incondicional amor a Dios.
Hay que tener una gran fortaleza interior para vencer a las tentaciones y sobreponerse al lastre del ego. El Maestro Jesús salió airoso de la prueba y Luzbel vivió una gran satisfacción por ello, aunque a muchos todavía les cueste entender esa emoción.

El Absoluto es La Sabiduría y no todos los seres pueden llegar a entender Su buen juicio.
Uno de los ángeles más importantes y que muy pocos tienen en cuenta es el Ángel de la Tierra. Así como la Tierra tiene un Logos Planetario, también tiene un Ángel que la protege, junto con todos los seres que la habitan.
Es como un Ángel de la Guarda, pero a nivel planetario. Su espíritu emana del total de las fuerzas telúricas del planeta. Su nombre es Geanel. (Otra denominación es Gaianel).
Ge. es una palabra sustrato pregriega que algunos relacionan con la sumeria Ki, que también significa ‘Tierra’. *Aia es un derivado de una raíz indoeuropea que significa ‘abuela’. Por tanto, la etimología completa de Gaia parecería haber sido ‘abuela Tierra.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s