TRANSPORTE DE MEGALITOS


Vitruvio, en su conocida obra “Los Diez Libros de Arquitectura”, nos describe las dos “máquinas” que traemos hoy aquí, a propósito de la construcción (o reconstrucción) del templo de Artemisa en Éfeso.

Ctesifonte fue uno de los arquitectos encargados de llevar a cabo la ingente tarea de construir el citado templo y, además, el autor del ingenio que permitía el traslado de los enormes fustes desde las canteras hasta el lugar de ubicación del templo, aplicando el principio de hacerlos rodar sobre su eje aprovechando su forma cilíndrica.

Por su parte, el hijo de Ctesifonte, Metágenes, aplicando los mismos principios de tracción, ideó un sistema para transportar los bloques cúbicos que constituían los arquitrabes del citado templo.

La práctica arquitectónica en la Antigüedad fue un campo muy prolijo en el desarrollo de artefactos e ingenios que, utilizando principios tecnológicos ya conocidos entonces, pero con un enfoque práctico, vanguardista y novedoso, facilitasen la tarea de transportar enormes y pesadas masas de un lugar a otro con el menor esfuerzo posible.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s